Consejos de un alergólogo sobre si el asma y las alergias son un factor peligroso durante la pandemia y lo que tiene que hacer para protegerse

Los CDC consideran que el asma es una de las enfermedades crónicas que pudieran incrementar la posibilidad de un caso grave de Covid-19. A continuación, lo que debe saber si usted o un familiar padecen de asma en esta temporada o si también tiene problemas con las alergias:

Los virus respiratorios desencadenan crisis asmáticas. Los virus respiratorios son el desencadenante más común de crisis asmática. No todos los virus afectan a los asmáticos de igual manera, y algunos como la influenza y el rinovirus son más propensos a provocar crisis asmáticas que los otros.

«En estos momentos, no sabemos si el Covid-19 es uno de esos virus que tienden a provocar una crisis asmática», asegura el Dr. J. Allen Meadows, alergólogo y presidente del American College of Allergy, Asthma and Immunology (ACAAI).

El asmático no corre más riesgos de contraer Covid-19 que los demás. En la actualidad, no existe evidencia convincente de que los pacientes con asma corren más riesgos de contraer Covid-19. Sin embargo, el asma es un trastorno médico subyacente que puede vincularse al empeoramiento de la enfermedad si la persona se contagia con este virus.

Tomar precauciones en caso de contraer Covid-19. Es importante saber que, si le diagnostican con la COVID-19 (o sospecha que pudiera haberla contraído) y está usando nebulizador en casa, el virus pudiera persistir en núcleos de gotas por el aire durante 1 a 2 horas. Por tanto, debe usar el nebulizador en un sitio que minimice el contacto de esas gotas persistentes con las personas que viven en la casa y no se han contagiado.

«Escoja un lugar para su tratamiento donde el aire no recircule hacia el resto de la casa», aconseja Meadows. «Sitios como el porche, patio o garaje, con superficies que se puedan limpiar, más fácilmente son excelentes opciones».

Si tiene preguntas, consulte a un alergólogo. Si usted tiene alguna pregunta sobre sus síntomas o medicamentos actuales, póngase en contacto con su alergólogo. Muchos profesionales están prestando sus servicios por telemedicina, y ofrecen consultas a distancia por teléfono o video. Además, hay numerosas consultas de telemedicina cubiertas por las aseguradoras. EC

Con información de Brandpoint