En busca de nuevas oportunidades

Ricky tenía 16 años de edad cuando dejó su natal Lima, para emigrar a Los Angeles junto a su familia, buscando nuevas oportunidades de estudio y progreso. Comenta que al llegar no hablaba inglés, por lo que durante dos años tomó clases de Inglés como Segunda Lengua (ESL); luego le siguieron otras asignaturas en el Community College de Glendale, lo que le sirvió para continuar sus estudios de ingeniería química en la Universidad. “Me costó un poco aprender el idioma” -recuerda-, “pero poco a poco lo fui aprendiendo.” Mientras estudiaba, Ricky tuvo que trabajar para ayudar con los gastos de la familia, por lo que su período de estudios se extendió de dos a casi tres años. De ahí que su mayor satisfacción sea el haber podido cumplir tanto con el trabajo como con los requerimientos académicos.

Una vez terminados sus estudios en el Community College decidió aplicar en USC, donde fue aceptado, comenzando a cursar su carrera profesional en el 2006. Su promedio de notas actual (GPA) es de 3.8, el cual pretende mantener, así como su objetivo de graduarse como ingeniero químico en el 2008. Para cursar sus estudios en USC Ricky solicitó un crédito estudiantil, pero piensa solicitar una beca para realizar sus estudios de maestría en un instituto de Sacramento, donde piensa obtener la especialización que tanto anhela. Los planes de este joven son obtener su maestría, dedicarse sólo a trabajar durante unos tres años, para luego continuar sus estudios y obtener un doctorado (Phd).

Una voz de aliento a otros jóvenes

Ricky opina que la educación primaria y secundaria es más completa en Sudamérica, mientras que la educación universitaria en Estados Unidos es más amplia y avanzada porque aquí se cuenta con más tecnología.  Ricky aconseja a los jóvenes que lo primero es aprender inglés, y que aquellos que tengan el privilegio de no tener que trabajar, no pierdan el tiempo y se dediquen con ahínco a los estudios.

Anuncios de interés en Los Ángeles
SHARE

Más artículos de interes