Entérese de las acciones que podrían ser injustas e ilegales del propietario hacia los inquilinos con niños

Eric Castelblanco | 17 de junio de 2013

Ya casi comienza el verano, y debe ser un tiempo feliz para los niños que salen de vacaciones de la escuela. Desafortunadamente, puede ser una época muy difícil para las familias que sufren por la discriminación ilegal contra los niños en sus viviendas. A continuación, el abogado Eric E. Castelblanco explica tres cosas que todos deben saber acerca de los derechos de los niños al uso de la propiedad de alquiler.

1. Es ilegal que los propietarios excluyan a los niños de cualquier parte del edificio, barrio, desarrollo o comunidad. Los propietarios no pueden restringir el acceso de los niños a las partes del complejo residencial si estas están disponibles para los inquilinos adultos. Si hay horas de disponibilidad, no pueden ser diferentes para los niños que para los otros inquilinos. Por ejemplo, los propietarios no pueden establecer piscinas que son para adultos solamente o prohibir que los niños usen el club social e instalaciones tales como mesas de ping pong o salas de televisión, gimnasios, canchas de tenis o baloncesto.

2. Es ilegal que los propietarios prohíban que los niños jueguen afuera o que limiten las horas durante cuales los niños pueden estar afuera. Las reglas que específicamente prohíben que los niños jueguen afuera o que limiten las horas durante cuales los niños pueden estar afuera, son ilegales por varias razones. En primer lugar, restringen injustamente los privilegios de los inquilinos a base de la situación familiar, cosa que es prohibida por leyes contra la discriminación. Además, restringen injustamente el derecho que tiene la familia de usar y disfrutar la propiedad, un derecho que es implícito en cada contrato de alquiler. El propietario puede imponer horas de silencio o paz, pero tienen que ser para todos los inquilinos, no solamente para los niños.

3.  Si el propietario comete discriminación contra las familias con niños, los inquilinos tienen opciones legales. La diferencia en el tratamiento do los niños puede ser ilegal. La ley castiga a los propietarios que se dedican a la discriminación con multas, perjuicios civiles y daños pagables a las victimas de la discriminación. ¡Conozca y haga valer sus derechos y los de sus hijos este verano! EC

Desde 1995, el abogado Eric Castelblanco se ha dedicado a ayudar a los inquilinos a entender y hacer valer sus derechos. Para obtener más información acerca de sus derechos, llame al abogado Castelblanco al (213) 388-6004 o visite la página web www.castelblanco.com.

Más artículos de interes