Un estudio indica que el día después de Acción de Gracias se desata una alta dosis de psicosis colectiva que afecta a todos de forma distinta.

Un estudio indica que el día después de Acción de Gracias se desata una alta dosis de psicosis colectiva que afecta a todos de forma distinta

En un estudio de mercado, aplicado a 6,354 compradores en línea por la empresa Tada, se demuestra que cuando de Viernes Negro o de Lunes Cibernético se trata, la gente en Estados Unidos cambia sus hábitos de consumo diarios e incluso se puede volver propensa a la violencia durante estos dos días del año.

Algunos datos interesantes de este estudio arrojaron que, por ejemplo, uno de cada 10 hombres, es decir un 11 por ciento, podría quitar alguna compra de las propias manos de otro consumidor y ser propenso a realizar actos de violencia, como peleas, durante el llamado Viernes Negro.

Asimismo, el género masculino suele ser más generoso a la hora de comprar ya que, 26 por ciento en promedio, planea gastar por lo menos $1,000 dólares en regalos para esta temporada de fiestas que inicia. Mientras que, según cifras de esta encuestadora, mostraron que el 50 por ciento de las mujeres prefieren comprar y aprovechar las ofertas del Lunes Cibernético comparado con el 45 por ciento de los varones.

Los artículos más buscados en internet suelen ser, en primer lugar las bolsas de mano, seguidas de perfumes, televisiones, videojuegos y por ultimo las cámaras digitales. En las tiendas, el 44 por ciento de las personas no piensa esperar formada para poder pagar los artículos que adquirió y un 43 por ciento dice que probablemente sí esperara, al menos una hora, formada para pagar lo que compró; solo 24 personas encuestadas dijeron estar dispuestas a acamparan, incluso varias noches con tal de aprovechar las ofertas del Viernes Negro.

Por otra parte, la información de Tada también revela que el 41 por ciento de las personas tiene la intención de completar sus compras y regalos en este Viernes Negro o durante el ​​Lunes Cibernético, en tanto el 4 por ciento asegura ya haber terminado con sus compras navideñas.

Los niños son los que obtienen los mayores beneficios en estas dos fechas, ya que son los que más regalos reciben, en segundo lugar están los cónyuges o personas especiales, seguidos por nietos, papás y hermanos. Curiosamente, los jefes y compañeros de trabajo se encuentran en la parte inferior de la lista de compras de todos.

Como último dato relevante el 86 por ciento de las generaciones más jóvenes pretende utilizar el Viernes Negro y el Lunes Cibernético para adquirir artículos con algún descuento para ellos mismos.

 

SHARE

Más artículos de interes