Como postre o bocadillo, esta sabrosa combinación de frutas es insuperable y al complementarla con un toque de miel es sencillamente deliciosa

Rinde 4-6 porciones

Ingredientes

• 2 tazas de caldo de pollo marca College Inn

• 1 taza de vino blanco seco

• 1 taza de agua

• ½ cucharadita de mostaza tipo Dijon

• 3 cucharadas de miel, divididas

• 1 cucharada de jugo de limón

• 2 hojas de laurel

• 4 peras, peladas y cortadas en mitades, sin la parte de enmedio

• 6 onzas de higos disecados, sin tallo

• ½ taza de avellanas picadas

• ½ taza de queso azul o de cabra, desmenuzado

Modo de preparación

Marque el diámetro de una sartén grande en un papel encerado. Corte y reserve.

Mezcle el caldo, el vino blanco, el agua, la mostaza, 2 cucharadas de miel, el jugo de limón y las hojas de laurel en una sartén grande. Ponga a hervir y revuelva ocasionalmente. Baje el fuego y cocine 5 minutos.

Agregue las peras, con el lado interno hacia arriba, y los higos. Cubra con el papel encerado de manera que las peras queden completamente sumergidas.

Cocine durante 20 minutos hasta que las peras estén tiernas al pincharlas con un tenedor.

En una sartén pequeña antiadherente, tueste las avellanas a fuego medio durante 2 minutos; mezcle constantemente. Quite las avellanas rápidamente de la sartén y colóquelas en un plato separado.

Para servir, retire las peras del líquido donde las hirvió y colóquelas en platos individuales para ensalada. Rocíe con la restante cucharada de miel y cubra con las nueces y el queso. EC

Receta cortesía de Family Features

SHARE

Más artículos de interes