Nunca una sopa de tomate había tenido un sabor tan delicioso 

La clásica sopa de tomate se puede mejorar todavía más al agregarle un toque de la cocina italiana, como los crostini de queso. Prepare la receta en solo minutos.

Rinde: 6 porciones

Ingredientes:

Sopa

• 2 cucharadas de aceite de canola

• 2 cebollas amarillas, picadas

• 6 dientes de ajo, picados

• 1/4 cucharadita de hojuelas de pimiento rojo triturado

• 6 libras de tomates, picados

• 2 tazas de hojas de albahaca fresca, picadas

• 4 tazas de caldo de verduras bajo en sodio

Acompañamiento

• 3 cucharadas de vinagre balsámico

• 1/4 taza de hojas de albahaca fresca, picadas

Crostini de queso a la parrilla

• 3 rebanadas de queso cheddar al 2%, cortadas por la mitad

• 6 rebanadas de pan italiano integral, cortadas al bies, de aproximadamente 1 pulgada de grosor cada una

Modo de preparación:

Para preparar la sopa: Caliente una olla grande a fuego medio. Agregue el aceite de canola, la cebolla, el ajo, el pimiento rojo triturado y saltee durante 5 minutos.

Agregue los tomates, la albahaca y el caldo. Deje hervir, cubra y cocine a fuego lento durante 15 minutos. Con una licuadora de inmersión (o una batidora de mano), haga puré la sopa hasta obtener la suavidad deseada.

Para preparar crostini: Coloque media rebanada de queso en cada rebanada de pan, coloque en una bandeja para hornear y ase 5 minutos hasta que el queso burbujee y el pan esté tostado.

Cubra la sopa con un chorrito de vinagre balsámico y albahaca. Sirva con crostini de queso a un lado. EC

Receta cortesía de Canolainfo.org