Pablo Scarpellini. Los Angeles | 7 de noviembre de 2011
 

Louis Barajas cree más en los planes de vida que en los de negocios. Además, habla con conocimiento de causa de lo que significa controlar un negocio y no que te controle a ti, algo que reconoce, sucede en una gran mayoría de los casos.

 

Desde hace años, Barajas abandona su oficina de consultoría en Santa Fe Springs no más tarde de las 5:30 de la tarde y tan solo cuatro días a la semana. Por eso, dice que el negocio trabaja en su beneficio y no como un trabajo convencional, donde hay que estar al menos 40 horas semanales para un salario que no siempre es el deseado.

 

Barajas, un experto en finanzas de origen mexicano, lo explica a través de sus varios libros orientados a la comunidad hispana y a los dueños de pequeñas y medianas empresas en general. “La clave es que el trabajo funcione en tu propio beneficio y que no te convierta en un esclavo”, asegura. “Mucha gente ha tenido que reinventarse con la crisis económica. Pero lo que crean no son empresas sino trabajos para ellos mismos. Por eso estoy enseñando a la gente a que den un paso atrás, analicen su situación y puedan organizarse de una forma que pueden tener una mayor calidad de vida”.

 

De cómo conseguirlo hablará en la Expo de Su Socio, un evento que se celebrará el próximo 17 de noviembre en el Hilton Ontario Airport a partir de las 5 de la tarde. Sí adelanta que una de las claves para ganar más trabajando menos horas es enfocarse en las verdaderas habilidades de cada futuro empresario.

 

“La clave es entender lo mejor que sabes hacer y entender cómo le sacas dinero y partido, reconocer qué es lo que disfrutas más y en lo que eres mejor que nadie. Las mejores compañías del mundo solo se enfocan en lo que hacen mejor y en sus pasiones”, explica.  

 

“Yo entendí que si dependía de vender libros me iba a morir de hambre, así que me abrí a opciones como conseguir corporaciones que quisieran comprar los libros para regalárselos a la comunidad hispana como un servicio”, subraya. Y así ha llegado a un acuerdo con Verizon, Sprint, Wells Fargo y otras empresas para dar salida a sus libros.

 

No parece una meta sencilla pero sí el camino a seguir. Al fi y al cabo, el tiempo es dinero. EC

Compartir

Más artículos de interes