Ni la transición ni el cambio a la nueva escuela fue fácil, pero sin duda el traslado a Don Juan Avila Elementary School en Aliso Viejo supuso que Misty madurase en busca de nuevos amigos y demostrase que podía seguir con sus clases avanzadas allí donde fuera.

En el verano anterior al comienzo de su educación secundaria Misty acudió a clases de verano pues servirían para acumular créditos en su récord académico. De esta manera cuando en el otoño comenzó en Dana Hills High School la joven ya contaba con amigos que conoció en las clases estivales. Sus calificaciones continuaron siendo sobresalientes y su asignatura favorita era la Historia, materia de la que según Mitsy se puede aprender del pasado, entender el presente y predecir en cierta medida los errores futuros.

Continuó realizando actividades comunitarias como voluntaria en California Scholarship Federation donde comenzó como secretaria del club y ahora es vicepresidente; miembro de National Honor Society donde desarrolla otras labores sociales; trabajando en Associated Student Union donde se encarga de todos los clubes en Dana Hills School; en Make a Wish Foundation donde se esfuerza en hacer realidad los sueños de niños enfermos y en el periódico de la escuela, donde trabaja como escritora, editora de anuncios y cartonista.

Ahora se encuentra en el último año de high school y planea a qué universidades le gustaría atender. La media académica de Misty es sobresaliente, nada más y nada menos que un 4.3 GPA, por ello no descarta asistir a centros prestigiosos como Harvard. A Misty le gustaría poder estudiar Business en alguna universidad de California (preferiblemente UCLA).

Otra carrera que más adelante le gustaría realizar es Leyes, para poder revertir en la sociedad todo lo que ha aprendido, sobre todo ayudando a las minorías. Su discurso es increíblemente maduro, crítico con el sistema pero siempre de una manera responsable y constructiva.

Aconseja a los jóvenes latinos que no se dejen vencer y no renuncien a su educación; que cuando necesiten ayuda acudan a consejeros, profesores, padres u organizaciones comunitarias, pues si abandonan sus estudios los únicos perjudicados serán ellos.

El sueño de Misty es ayudar a la comunidad a través de la carrera que desarrolle y sus labores comunitarias. 

Anuncios de interés en Los Ángeles
SHARE

Más artículos de interes