Consejos para mantener seguros a los estudiantes y las escuelas para el próximo ciclo escolar y el regreso de las clases presenciales

El Departamento de Salud Pública de California, en colaboración con el Departamento de Educación de California, realizó un evento informativo virtual para presentar el plan estatal de reapertura de las escuelas en California y hablar sobre la campaña Escuelas Seguras Para Todos (Safe Schools for All) y el regreso de las clases presenciales.

A partir de la información ofrecida en la conferencia y después de un año lleno de incertidumbre, los padres y los estudiantes están listos para volver a sus rutinas. Sin embargo, las preocupaciones no se han desvanecido porque seguimos en medio de la pandemia de coronavirus con menos restricciones en todo el país. El estado de California se ha comprometido a apoyar plenamente al personal y a los estudiantes para que su regreso en persona sea lo más seguro posible para el año escolar 2021-2022.

Se espera que las escuelas públicas de California desde K-12 ofrezcan instrucción en persona a tiempo completo para el próximo año escolar con opciones híbridas. Cumplirán con las pautas de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) a medida que continúen publicando más información. A partir de ahora, se requerirá el uso de cubrebocas. Las escuelas privadas y autónomas planean seguir las recomendaciones de las pautas de los CDC que las escuelas públicas deben seguir. Para obtener más información, visite Safe Schools for All Hub.

Puntos clave de la conferencia:

• Ahora se tienen más medidas de prevención y las vacunas. Es momento de reabrir las escuelas.

• Regresar a los salones de clase es muy importante para el aprendizaje y crecimiento de todos los estudiantes.

• Los niños contraen COVID-19 con menos frecuencia y la enfermedad es más ligera que en los adultos.

• Las vacunas son efectivas incluso contra las nuevas variantes.

• Vacunar a los estudiantes de 12 años en adelante, así como a sus padres, abuelos y otros seres queridos, mantendrá a las escuelas y comunidades seguras ante el COVID-19.

• California se está asociando con organizaciones comunitarias para que las personas tengan más facilidad y acceso a las vacunas.

Para más información, visite schools.covid19.ca.gov.

Maestra y alumnos en el salón de clases
Las clases presenciales se darán adaptando medidas de protección.

El estado de California ha creado siete consejos de seguridad para mantener seguros a los estudiantes y las escuelas.

1. Vacunarse contra el COVID. La vacuna ahora está disponible para niños de 12 años o más. La vacuna es la mejor protección contra el virus y ayudará a prevenir enfermedades graves. Al recibir la vacuna, los niños podrán volver a disfrutar de las cosas que más les gustan, como deportes escolares, clubes y eventos sociales.

2. Usar cubrebocas. Los cubrebocas han demostrado ser simples y extremadamente efectivas. Ayudan a prevenir la propagación del virus de una persona a otra en espacios interiores. Las escuelas requerirán que el personal y los estudiantes usen un cubrebocas para protegerse a sí mismos y a los demás.

3. Tener una buena ventilación. Tener un buen flujo de aire en las aulas y los edificios escolares ayuda a eliminar el aire que puede contener el virus, y lo reemplaza con aire saludable para su hijo y el personal de la escuela.

4. Lavarse las manos. El lavado de manos ha sido uno de las acciones más importantes para ayudar a prevenir la propagación del virus. Lavarse las manos con regularidad reduce la cantidad de gérmenes que entran en contacto con superficies u otras personas.

5. Quedarse en casa cuando esté enfermo. Quedarse en casa mientras está enfermo es algo que todo el mundo debería cumplir. Los niños y el personal de la escuela se protegerán a sí mismos y a los demás si se quedan en casa y no van a la escuela o al trabajo si se sienten enfermos. Esto les ayudará a sentirse mejor más rápido y poder regresar a la escuela. Se recomienda preguntar a su escuela si se solicitará una prueba de COVID-19 cuando el niño regrese.

6. Hacer pruebas de COVID. La prueba de COVID-19 puede detectar el virus incluso antes de que su hijo, otros estudiantes o maestros comiencen a sentirse enfermos. Las escuelas que realizan pruebas periódicas con estudiantes y maestros no vacunados ayudan a que todos se mantengan seguros y permanezcan en la escuela.

7. Hacer seguimiento de contactos. Si su hijo ha sido afectado por el virus o entra en contacto con alguien con el virus, debe notificarlo a la escuela. La escuela o el departamento de salud local notificará a los padres y maestros que tuvieron contacto cercano con alguien en el campus que dio positivo por COVID-19. EC

Con información del Departamento de Salud Pública de California

Anuncios de interés en Los Ángeles