Pepe Penales. Los Angeles | 28 de septiembre de 2012

No ganan y lo peor de todo, no gustan. Fútbol chato y sin propuesta. Un barco sin timón y a la deriva. La escuela holandesa no termina de encajar en el chiverío. Van’t Schip no entiende y no lo entienden. Está pagando el derecho de piso.

Con la llegada hace diez años de Vergara al mando del Rebaño Sagrado hubo nuevos aires, nuevo estadio, nueva filosofía. No ha dado resultado. Está la buena intención pero se está fallando en algo. Los que han pagado el pato son la afición y los técnicos. Han desfilado 16 desde que el dueño de Omnilife metió la mano.

Una vez han campeonado, con Chepo de la Torre en el banco y con goles del “Maza” Rodríguez y el “Bofo” Bautista. Eso ocurrió en el Apertura 2006 a costa del Toluca. Había material de buen rendimiento. Estaba Oswaldo, Ramón Morales, Magallón y Omar Bravo, entre otros. Hoy ni los refuerzos brillan.

A pesar de ser el segundo equipo con más seguidores en el mundo, Chivas está llevando menos gente a su casa. Con Pumas hace una semana se esperaba el repunte. La gente respondió, el equipo enmudeció. Tuvo el gane en un puño, pero a Luis Pérez se le aflojaron las piernas. ¿Podían caer más bajo? Lo hicieron al ceder un espantoso empate con el W Connection.

A estas alturas no gana en casa, pero cuentan con las bondades de un torneo corto que todavía le da probabilidades de entrar a la liguilla. Si no, Van’t Schip puede ir haciendo sus maletas.

Mala suerte, pobre planeación, lesiones, presión, inestabilidad o todo junto. Lo cierto es que el equipo no levanta. Desde antes de la llegada del holandés se hablaba de la peor época del rebaño en 10 años. Cualquier puede caer en un bache. Chivas cayó a un barranco.

Tiene que llegar la solución. El cuadro tapatío no puede seguir arrastrando el prestigio. No debe. No se lo merece. No se le debe permitir. Todos esperan que sea pronto. Desde 1970 apenas ha ganado tres títulos. No se puede seguir viviendo del título de “campeonísimo” logrado en los 60. Chivas, una marca registrada del orgullo nacional tiene que ser más y eso se logra ganando. EC

Anuncios de interés en Los Ángeles
Compartir

Más artículos de interes