Lo curioso es que no solamente los solteros (por temor al matrimonio) sino también los casados, le tienen miedo a estas palabras. Casi todas las mujeres sienten una gran necesidad de escucharlas -y los hombres lo saben-, porque esto les brinda seguridad y a veces ayuda a desvanecer sus dudas o complejos de ineptitud o inferioridad. Las mujeres de carácter dependiente, en particular, se aferran a estas palabras como a una tabla de salvación. Y los hombres de carácter dependiente sienten la misma necesidad, pero a pesar de ello, no les resulta fácil decirlas.

“Yo te amo” es una frase que a veces expresa un sentimiento sólido y otras es tan vacío como una nube de paso. Esto lo sabemos todos, pero para una mujer siempre tiene algún significado especial, cuando se lo dice un hombre que ella ama.

Puede significar por ejemplo:


1.
Que ella existe para él.
2. Que ella es mujer y él acepta su femineidad.
3. Que ella es deseable y resulta sexualmente atractiva para él.
4. Que él está interesado en ella como persona y no solamente como objeto sexual.
5. Que él acepta sus virtudes y sus defectos.
6. Que su relación es exclusiva y distinta (en calidad e intensidad de sentimientos) a las relaciones que él pueda tener con el resto de la humanidad.
7. Que ella no está sola en el mundo, sino acompañada del hombre que se preocupa de ella, tanto, como de sí mismo.
8. Que su relación está basada en el interés y confianza mutuos.
9. Que ella es lo más importante en el mundo para él.
10. Que él no da por descontado que ella le corresponde.

Anuncios de interés en Los Ángeles
SHARE

Más artículos de interes