Uno de los requisitos de ser dueño de una propiedad es adquirir un seguro de vivienda que brinde protección contra posibles daños ocasionados por incendios, inundaciones y otros sucesos.

Pero lo que tal vez no sabía es que no necesita ser propietario para asegurar los bienes materiales que se encuentran en la vivienda que renta para vivir.

Se sorprendería descubrir cuánto dinero tiene invertido en todas sus pertenencias personales: desde los utensilios de cocina, hasta la televisión, la computadora, los videojuegos de sus hijos, los muebles y los libros.
Pero el seguro para inquilinos tiene beneficios que van más allá del reembolso por la pérdida de sus bienes materiales. También le protege de lo que podría pasar en su hogar.

La cobertura que ofrece el seguro para inquilinos protege a las personas que rentan una propiedad, contra la pérdida o destrucción de sus pertenencias a causa de incendios, humo, relámpagos, robo, vandalismo, explosiones o daños ocasionados por agua (sin incluir inundaciones), entre otros.

Pero, además, el seguro para inquilinos también reembolsa los gastos de vivienda temporal si se ve obligado a desalojar su hogar por un tiempo a causa de un desastre.

Asimismo, este seguro cubre su responsabilidad civil en caso de que algún invitado se lesione dentro de su propiedad, o si un miembro de su familia o su mascota ocasionan daños en alguna otra propiedad.

Si el dueño de la propiedad ya cuenta con un seguro, éste suele cubrir únicamente los daños estructurales al edificio sin tomar en cuenta su propiedad personal. Incluso, algunas pólizas de los arrendadores no cubren los daños a la vivienda ocasionados por el propio inquilino.

Si por ejemplo, el edificio llegara a incendiarse o es víctima de un robo, el seguro de su arrendador no cubrirá la pérdida de sus aparatos electrónicos, joyas y otras pertenencias personales.

Otro de los aspectos positivos del seguro de inquilino es que suele ser uno de los más económicos, puesto que sólo cubre el valor de sus pertenencias (y no de todo el edificio).

Recuerda que lo más importante es la seguridad de saber que sus seres queridos y el patrimonio que tanto trabajo le ha costado conseguir, cuentan con la protección adecuada. Habla con su agente de seguros de confianza y elija la mejor cobertura.

Información cortesía de Allstate y distribuida por Contenido Latino

Compartir

Más artículos de interes