José F. Sánchez. Los Angeles | 30 de noviembre de 2012

Tiene 6 años, es risueña y le gusta que le tomen fotos. Su nombre es Vanessa y a su corta edad ya sabe que es una niña adoptada. Elizabeth y Adam Hernández, de la ciudad de Alhambra, son un matrimonio latino que le dio a la pequeña una segunda oportunidad de vida. “Teníamos un hijo de 17 años y ya no pudimos tener más familia, y cuando oímos del programa Safe Surrender tomamos la decisión y fuimos bendecidos con la llegada de Vanessa a nuestro hogar”, dijo la señora Elizabeth.

Establecido en el 2001, el programa permite que una madre, un padre o un tutor legal entregue de manera confidencial a un recién nacido dentro de las primeras 72 horas de vida, a cualquier hospital o estación de bomberos, siempre y cuando el bebé no haya sufrido de abuso o negligencia.

“Se trata de una alternativa donde una madre que se siente acorralada pueda llevar a ese bebé con cualquier departamento de bomberos de todo el condado o en algún hospital, sin que le hagan preguntas ni la consideren una criminal”, afirmó Connie Martínez, quien trabaja en la oficina del Supervisor Don Knabe.

Para conmemorar que el número de bebés entregados llegó a cien (en el evento se anunció que el número subió a 101), se llevó a cabo una ceremonia en el recién inaugurado Grand Park del centro de la ciudad, en la que estuvieron presentes el Supervisor Knabe, miembros del Departamento de Bomberos y familias que han adoptado a bebés por medio de este programa.

Una de las familias beneficiadas fue la de los Hernández, quienes recibieron a Vanessa con dos días de nacida. “En junio cumplió 6 años, es una niña feliz que le gustar leer, cantar y que de grande dice que quiere ser doctora de animales”, comentó entusiasmada la mamá de la pequeña.

Como una forma de crear conciencia acerca del programa Safe Surrender, el Supervisor Knabe alentó a los residentes del condado angelino a que enciendan una vela en sus hogares y que suban una foto en Twitter e Instagram usando el hashtag #100LivesSaved. También pueden seguir el programa en Twitter @SurrenderSafe y en Facebook en: Facebook.com/SafeSurrender.

El programa salva vidas y Vanessa Hernández es un claro ejemplo de ello. EC

Compartir

Más artículos de interes