Pablo Scarpellini. Los Angeles | 31 de octubre de 2011

 

Al menos 1,000 personas denuncian cada año algún caso de violencia doméstica, un fenómeno peligroso que cada año se cobra la vida de cientos de personas en California. Por eso, tanto el alcalde de Los Angeles, Antonio Villaraigosa, como Verizon, y una serie de servicios comunitarios se han unido en un esfuerzo para conmemorar el mes de la violencia doméstica a nivel nacional.

 

Experimentar un acto de violencia de alguien a quien quieres y en quien confías es algo traumático, y sé por experiencia personal que es algo que se queda en tu mente para siempre”, dijo Villaraigosa, que explicó que de pequeño fue testigo de las agresiones a su madre.

 

Por eso, el regidor hizo énfasis en la suerte que corren los hijos en una situación en la que pierden a su madre en un acto de violencia doméstica como lo sucedido hace unas semanas en un salón de belleza del condado de Orange o la muerte de un joven de South Gate hace unos días a manos de su novio. “Es algo con lo que tenemos que acabar”, indicó en una conferencia de prensa en el Departamento de Policía de Los Angeles.

 

En ese acto, se presentó un vídeo de 15 minutos con la historia de una empleada de Verizon asesinada a manos de su marido, un hombre con problemas de alcohol en pleno proceso de separación de su mujer y sus hijos.

 

Tanto Villaraigosa como otras instituciones se han unido a un tour que comenzará en los Angeles y que viajará en un autobús morado por todo el país para crear conciencia, educar y ayudar a las víctimas de la violencia doméstica, mujeres en la mayoría de los casos.

 

Para aquellos que quieran donar dinero para la causa, lo pueden hacer enviando un mensaje de texto a través de sus celulares al LAPF5 en el número 20222 para enviar 5 dólares, o 10 dólares si lo hacen al LAPF10.

 

Es un tema en ascenso en Los Angeles. Sólo el año pasado se recibieron más de 48,000 llamadas de denuncias de violencia doméstica, con un aumento del 7 por ciento en crímenes. Por eso la importancia de apoyar la causa para acabar con esta delicada situación. EC

Compartir

Más artículos de interes