Importancia de la vitamina B9

Conocida también como ácido fólico, esta vitamina se encuentra en gran variedad de alimentos como la levadura de cerveza, legumbres (lentejas, frijoles), cereales enriquecidos, hígado, verduras de hoja verde, frutos secos, huevos y frutas, entre otros. La vitamina B9, junto a la B12, participa en la síntesis del ADN, es decir, en la formación del material genético. La importancia de esta vitamina radica en que durante el embarazo hay un incremento en la multiplicación celular que involucra el crecimiento del útero, la formación de la placenta, la expansión del volumen de glóbulos rojos y el crecimiento del feto.

Las mujeres que pueden quedar embarazadas deben ingerir ácido fólico diariamente, sin importar si planean o no tener hijos en el futuro inmediato. Tenga en cuenta que tomar ácido fólico cuando ya están embarazadas no les ayuda a prevenir los posibles defectos congénitos en forma óptima.

Bebés saludables

Cuando un bebé nace con algún tipo de defecto en la espina dorsal o en el cerebro cambia la vida de su familia. Cada año en Estados Unidos miles de bebés sufren de parálisis o fallecen a consecuencia de malformaciones congénitas en la espina dorsal. Muchos de esos fallecimientos se hubieran evitado si la madre hubiera consumido suficiente ácido fólico antes y durante los primeros meses de embarazo.

Cuando ocurre la malformación congénita llamada espina bífida, el proceso de formación del tubo neural falla. No se cierra correctamente, por lo que pueden darse defectos tanto en la médula espinal como en las vértebras. Existen severos grados de lesión y en los más severos la médula espinal sobresale por la espalda del bebé. Esto puede provocar varios grados de parálisis y pérdida de sensibilidad en las extremidades inferiores, así como complicaciones en las funciones intestinales y urinarias.

Qué recomiendan los expertos

Además de ingerir ciertas dosis de ácido fólico, los expertos recomiendan ingerir suplementos a base de hierro durante el embarazo, de manera que reduzca el riesgo de anemia. Dado que las vacunas constituyen una preocupación importante para la mujer embarazada, hágase poner las vacunas que necesite antes del embarazo, y no olvide que en todo momento su médico es el mejor consejero. EC

Este artículo no pretende sustituir los servicios médicos. Si usted está planificando tener

un hijo visite a su médico y siga las instrucciones que él le recomiende.

Para mayor información puede visitar www.nacersano.org, www.cdc.gov

o llame a Los Centros para el Centro y Prevención de Enfermedades al 1(888) 246-2857

Anuncios de interés en Los Ángeles
SHARE

Más artículos de interes