No se trata de un dolor de cabeza común y corriente, la migraña produce un dolor crónico e intenso que puede interferir con las actividades cotidianas de cualquier persona. Algunas personas pueden incluso pueden volverse sensibles a la luz y el sonido y hasta sufrir de náusea y vómito… todo un calvario.

De acuerdo a la National Headache Foundation, cerca de 30 millones de personas en los Estados Unidos sufren de esta condición.

En el caso de aquellos que ya son víctimas de este trastorno y de otros que temen pasar por lo mismo, existen formas para evitar el contacto con algunos agentes que están considerados como desencadenantes de la migraña. Trate de evitar los siguientes condiciones:

1. Cambio de los patrones de sueño. Entre menos cambios haya en su rutina al dormir, mejor. Lo ideal es dormir de 7 a 9 horas diarias.

2. Estrés y ansiedad. Intenta alejar lo más posible estas dos condiciones. Respirar tranquilo y analizar las cosas detenidamente pueden ayudarlo con este objetivo.

3. Abuso de medicamentos. Es común que al sentir un dolor de cabeza muchas personas tomen pastillas para aliviar el dolor, pero un consumo exagerado podría agravar la condición e intensificar el dolor.

4. Saltarse las horas de comida. Muchas personas sienten migrañas después de no ingerir alimentos a sus horas correspondientes. También ciertos productos comestibles son conocidos como desencadenantes, por ejemplo los alimentos procesados, el alcohol y el chocolate.

5. Algunos olores. Los perfumes, los productos de limpieza y el humo del cigarro, se hayan entre los olores que provocan migrañas a muchas personas. Cuando usted identifique uno de ellos, evítelos.

Los especialistas están de acuerdo en que lo primero es consultar con su doctor, para encontrar juntos la mejor solución a su problema. EC

Anuncios de interés en Los Ángeles

Más artículos de interes