El famoso parque de atracciones de Disneyland permitirá una capacidad del 15% mientras el condado esté en nivel rojo

Más de un año después de que el parque de atracciones Disneyland cerrara sus puertas por la pandemia, por fin se dio a conocer la fecha de reapertura: el 30 de abril (el Día del Niño).

La noticia es un paso más hacia un cierto modo de normalidad, algo que ha puesto felices a miles de personas que están deseosas de visitar este parque temático y a más de 10,000 personas que regresarán a sus trabajos.

La reapertura incluye a Disneyland Park, Disney California Adventure y Disney’s Grand Californian Hotel & Spa, todos con capacidades limitadas. También reabrirán lugares para hacer compras, restaurantes y estancias en hoteles dentro del complejo Disneyland Resort. En todos los sitios de reapertura se adoptarán e intensificarán las medidas sanitarias y de seguridad.

Mientras el condado de Orange esté en el nivel rojo, solo se permitirá una capacidad del 15% 

Debido a que la capacidad del parque temático se limitará significativamente para cumplir con los requisitos gubernamentales y promover el distanciamiento físico, Disneyland administrará la asistencia a través de un nuevo sistema de reservaciones que requiere que todos los visitantes obtengan una reservación hecha con anticipación para la entrada al parque. 

Además de la reservación, para ingresar se requiere una entrada válida para el mismo parque en la misma fecha para huéspedes de 3 años en adelante. Las reservaciones serán limitadas y estarán sujetas a disponibilidad y hasta nuevo aviso. 

Solo los residentes de California pueden visitar los parques de acuerdo con las pautas estatales actuales 

Se recomienda a las personas que visiten DisneylandEspanol.com para ver las novedades más recientes sobre la compra de boletos para los parques temáticos, reservaciones de hoteles, paquetes vacacionales, reservaciones para restaurantes y para otras actividades.

Durante los días previos a su reapertura, Disneyland invitará a miembros de su personal y sus familias, a niños residentes de Anaheim y a la comunidad para que sean los primeros invitados en cruzar sus puertas tras un año de cierre. EC