Redacción EC | 21 de diciembre de 2011

 

Esta es la época de dar sin condiciones, de corazón, uno de los valores más importantes que se viven en Catholic Relief Services (CRS, por sus siglas en inglés), una organización que ofrece asistencia humanitaria, social y económica en todo el mundo, incluyendo en algunas de las regiones más necesitadas de Latinoamérica.

 

En esta temporada de fiestas usted también tiene la oportunidad de ayudar a los más necesitados a través de los múltiples programas que ofrece CRS en Latinoamérica.
Una donación, por más pequeña que sea, podría apoyar iniciativas que fomentan el desarrollo económico en zonas rurales y promueven la salud de niños recién nacidos.

 

Conozca cinco de los programas que realiza CRS en Latinoamérica:

 

Agricultura: Dentro de los programas de agricultura, CRS y sus socios trabajan con familias campesinas, las personas sin tierra y las víctimas de desastres de todo tipo. Se les ofrece acceso a nuevas tecnologías y se les enseña prácticas más eficientes de agricultura para que tengan éxito en sus cosechas y no se vean en la necesidad de emigrar.

 

Educación: Los programas educativos de CRS ayudan a niños en regiones rurales o áreas en crisis. Satisfacen necesidades básicas como la alimentación escolar. Sus metas son lograr que niñas y niños tengan acceso a la educación y mejorar las condiciones de las escuelas. Los programas educativos de CRS también dan capacitación a los maestros.

 

Hambre y desnutrición: CRS ve con urgencia el mitigar el hambre de los más pobres. Los alimentos son insuficientes y frecuentemente de baja calidad. CRS brinda seguridad alimenticia a muchos de los millones de niños desnutridos en Latinoamérica.

 

Microfinanzas: En el tema de microfinanzas, CRS tiene como meta eliminar las injusticias económicas de los más necesitados. Un ejemplo es el programa Comercio Justo, el cual asegura que los proveedores de café obtengan una ganancia justa por su producto. Además aboga por precios razonables y por condiciones de trabajo seguras. Cada taza de café de Comercio Justo que se consume en Estados Unidos ayuda directamente a un campesino.

 

Salud: el objetivo de los programas de salud de CRS es proveer servicios de salud a las personas más marginadas de Latinoamérica, mejorar las condiciones hospitalarias, dar medicamentos e implementar programas de salud preventivos. Estos programas satisfacen las necesidades básicas de millones de personas, incluyendo la supervivencia infantil, el desarrollo de la salud materno-infantil, y el VIH y sida.

 

Para ayudar, puede hacerlo a través de una donación deducible de impuestos a CRS cualquier día del año las 24 horas del día.

 

En el 2010, el 95 por ciento de los gastos operativos fueron invertidos directamente en programas que ayudan a la gente necesitada. Su donativo se puede convertir en ese regalo de esperanza que logrará transformar la vida de muchos en Latinoamérica. EC

 

Información cortesía de Contenido Latino

Compartir

Más artículos de interes