Trabajó a finales de los 60 y comienzos de los 70 como profesora de inglés (a pesar de tener una titulación en ciencias) para aquellos jóvenes inmigrantes latinos que tenían problemas para aprender la nueva lengua. Manuela se sentía cómoda impartiendo estas clases, no sólo porque es totalmente bilingüe, sino porque sentía la responsabilidad de motivar a los estudiantes a que continuasen sus estudios.

Abrió su consulta dental en 1975, convirtiéndose en la primera mujer dentista en Inland Empire y también la primera en establecer su oficina en Riverside. Desde este momento ha estado ligada a diversas asociaciones dentales a través de las que ha adquirido un mayor compromiso con su profesión. Son numerosos sus voluntariados para escuelas y organizaciones comunitarias en donde bien ayudó en tareas directivas, educativas y de ayuda social.

Manuela además ha participado activamente en elecciones políticas apoyando a líderes locales como el congresista Joe Baca, la supervisora de San Bernardino Barbara Riordan, el supervisor y asambleísta del estado Jerry Eaves, el asambleísta de Riverside Steve Clute y el congresista George Brown.

Esta latina fue también una de los fundadores del Inland Empire Scholarship Fund. Inc., una organización que tiene como meta incentivar a los jóvenes hispanos del área de Inland Empire a que asistan a la universidad. Para ello esta fundación recauda dinero entre todos sus miembros y otras donaciones del exterior que puedan beneficiar económicamente a los jóvenes hispanos del área. Los estudiantes son seleccionados en base a su potencial académico, sus necesidades y su compromiso con la comunidad.
Manuela Granado Sosa ha dado su vida y toda su energía por mejorar la sociedad. Desde estas líneas le agradecemos su dedicación y entrega.

Para más información sobre Inland Empire Scholarship Fund. Inc, (909) 825-8434 ó www.iesfonline.org.

SHARE

Más artículos de interes