José F. Sánchez. Los Angeles | 9 de marzo de 2012

 

Son casi 40 años de hacer reír a la gente, a la gente que se atreve a divertirse con el humor picante de Leopoldo García, mejor conocido como Polo Polo, quien aterriza en la Unión Americana para presentar su espectáculo de chistes y canciones sólo para adultos.
 

¿Cómo nació el Polo Polo humorista?

Fue como “de churro”. Tenía una zapatería en la calle de Florencia en la Zona Rosa (México D.F.), y enfrente había un café donde iba muy seguido, y un día le dije al dueño que si me daba chance de treparme al escenario y armamos un “desmother” bastante regular. Y ya después no me bajé nunca del escenario.

 

¿A quién admiraba como comediante?

Me gustaba como trabajaba Luis “Vivi” Hernández, pero lo que hacía era muy diferente a lo mío. Es más, nunca fui admirador de ningún comediante. Siempre fui yo mismo, así se me dieron las cosas desde el primer día… los chistes un poco más largos, una anécdota, hacerles una historia, entonces al final a veces no importaba el chiste en sí, sino todo el trayecto.

 

Su primer disco apareció a mediados de los 70. ¿No tuvo miedo a que fuera un fracaso?

No porque en ese tiempo yo ya rentaba el lugar donde tenía mi show y teníamos una gran audiencia, tanto, que los viernes y sábados había “madrazos” para entrar y con ese resultado pensamos que podía funcionar. Pero la idea no fue mía, fue la gente de Musart (compañía de discos) la que se acercó y yo dije “órale”, y fue así como en 1976 salió ese primer disco.

 

Su familia, sus hijos, ¿nunca le reclamaron de algún modo la forma de decir chistes?

No, definitivamente no. Son fans, eso es lo más bonito.

 

¿Ninguno de sus hijos ha seguido el mismo camino?

No, para nada. La niña es chef y el joven hace páginas web.

 

¿Son los mexicanos los creadores del doble sentido?

Yo creo que sí, tenemos esa habilidad para darle a una palabra un doble sentido o el álbur, que es otro renglón que también es muy divertido.

 

¿La situación de inseguridad en México le ha restado audiencia a espectáculos como el suyo?

No, yo creo que la gente se quiere reír, pasan momentos de problemas serios pero afortunadamente las cosas se han ido calmando en algunas ciudades y en las que no están calmadas, pues no vamos (risas).

 

¿Quién es su gallo en las próximas elecciones presidenciales de México?

Yo por tradición soy del PAN, porque mi papá era panista y una persona allegada a él era uno de los fundadores del partido, y pues ahí sigo.

 

¿Cree que México ya esté preparado para tener una mujer presidenta?

Yo supongo que ha habido tantas cosas feas entre los hombres que a lo mejor nos haría mucho bien.

 

¿Tiene proyectado cuándo piensa retirarse?

No lo he pensado todavía. Siempre he dicho que cuando la gente ya no me vaya a ver, ese día me voy a ir. Ni voy a hacer la gira del adiós, ni la despedida, nada. El día que me vaya me fui y se acabó.

 

¿Qué piensa de los miles de mexicanos que tuvieron que dejar su país para ganarse la vida?

Yo creo que son como aventureros, que se juegan la vida. Hay mucha gente que se ha ido en condiciones muy precarias y muy comprometidas pero están allá (en suelo americano), no sé si mejor o peor pero sus familias acá están mejor, eso sí definitivamente.

 

¿Cree que ya es justo que haya una amnistía para los indocumentados?

Yo creo que sí, aunque va a ser difícil porque en el momento en que quieran legalizar a todos, híjole, se van a tener que salir del país (los americanos), ya no van a caber, yo creo que un día van a decir ‘hasta aquí, todo California hasta Texas hasta ahí, ni un paso más pa’dentro (risas).

 

Pese a las adversidades los mexicanos son de los más felices del mundo, ¿es una forma de escape o ya son así por naturaleza?

Yo creo que ya somos así por naturaleza, somos chistosos, o sea, le encontramos el lado simpático a todo porque si no, no se podría vivir. Y hacemos chistes a costa de quien se deje o de lo que se deje.

 

¿Hay planes para cine y televisión en este 2012?

No, no soy actor y me tengo que haber dado cuenta mucho antes de hacer esas películas que hice, que no sirvo para eso, yo tengo muy claro para lo que creo servir y bueno, la gente me ha dado la razón, porque las películas no fueron ningún éxito, ni ninguna Diosa de Plata, ni me hablaron de Estados Unidos sobre los Oscares, entonces pa’qué le seguimos.

 

¿Después de Los Angeles a dónde va?

Vamos a hacer Chicago, Nueva York, Denver y muchas otras ciudades, como cada año. EC

 

Un último mensaje a los lectores de El Clasificado.

Los invitamos muy cariñosamente a que nos vayan a ver al teatro Casablanca.

 

Qué: El show de Polo Polo

Cuándo: 9, 10, 11, 16, 17, 18, 23, 24 y 25 de marzo (dos funciones cada día)

Dónde: Teatro Casablanca:  1020 N. Vermont Ave., Los Angeles, CA 90029

Costo: Desde $40
Info: (323) 660-0900

Anuncios de interés en Los Ángeles
SHARE

Más artículos de interes