En las afueras de la localidad, en un poblado apartado vive con su vaca y sus gallinas el abuelo de Alex, un señor de edad avanzada que sale adelante sin ayuda de nadie. La vecina es hermosa una chica la cual tiene a su marido  policía en la ciudad, ellos no pueden tener hijos, ella de vez en cuando ve al abuelo, llevándolo a misa los domingos.

En el momento del asalto, las cosas no salen bien por culpa del policía.  De hecho que nada le sale a Alex, quien se queda sin dinero, sin amor y sin nada.  Refugiándose con el abuelo y esperando a que las aguas se apacigüen, conoce a la vecina, le pone con ella al estilo de “Fatal Attraction/Atracción Fatal”.  Alex quiere cazar al policía, culpable de su desgracia y consumar su revancha, en eso se da cuenta que es el esposo de la vecina. La tensión crece entre el recién formado triángulo hasta los límites de lo inesperado.  Al final todo lo explican punto por punto, algo que la desmerita, sin dejar de complacer al público.

La interacción de los personajes hace que nos cuestionemos quién se está vengando de quién, sin toda la acción de “Kill Bill”, pero con la emoción de estar disfrutando del buen cine europeo.

Anuncios de interés en Los Ángeles
SHARE

Más artículos de interes