En Estados Unidos hay variedad en los sorteos ofrecidos al público, los cuales se diferencian entre sí:

1. Sorteos en los que no es necesario efectuar alguna compra (Sweepstakes): Por definición, este tipo de sorteo es un recurso publicitario o promocional en el cual los premios son sorteados entre los consumidores participantes. Los participantes no deben efectuar ningún tipo de pago.

2. Lotería: Es un dispositivo promocional en el que los premios son sorteados entre los participantes, pero que requiere algún tipo de pago para participar. Las loterías son ilegales a menos que sean conducidas por el Estado o por algunas fundaciones caritativas que han obtenido el permiso.

3. Concurso de conocimiento: Su particularidad es que el ganador es seleccionado por su conocimiento o habilidad, aunque pueden solicitar algún pago o compra. En este tipo de sorteo los participantes deben escribir algún texto, resolver algún tipo de acertijo o crucigrama, o responder a alguna pregunta.

4. Oferta de premios (Premium offer): Estos son regalos que las compañías ponen a disposición de las personas que responden de acuerdo a las instrucciones de la compañía, como cuando por ejemplo le ofrecen un regalo a las personas que se suscriban por determinado tiempo a una revista.

Algunas verdades

Los consumidores se preguntan cómo las compañías pueden otorgar sustanciales premios. Esto se debe a que los sweepstakes son exitosos generando atención sobre determinados productos, lo que a su vez produce enormes ganancias a estas compañías. Las posibilidades de ganar son pocas pero reales. Tenga presente leer bien las reglas oficiales. Ninguna persona debe comprar o pagar para entrar a un sweepstakes.

Sea cuidadoso

Algunos ejemplos de ofertas que pueden ser confundidas con sweepstakes incluye tarjetas postales o correos que lo felicitan por haber ganado efectivo, un carro o unas glamorosas vacaciones. Este tipo de promoción puede tener un número 900 para reclamar el premio aunque por reglas del estado usted puede requerir esta información por correo. Recuerde que llamar al número 900 es costoso y llamar no asegura que tenga más oportunidad de ganar. Si recibe una promoción felicitándolo por haber ganado un premio, pero requieren que usted envíe dinero, puede estar frente a un fraude. Usted nunca debe pagar por recibir un premio.

No olvide leer las reglas cuidadosamente para conocer cuáles son sus obligaciones al recibir el premio. Asegúrese de que entiende perfectamente antes de decidirse a participar.

Verifique la reputación de la compañía que le envió el correo con Better Business Bureau en https://www.bbb.org, en la Federal Trade Commission www.ftc.gov  (877)382-4357 o Nacional Fraud Information Center www.fraud.org (800)876-8060.

Anuncios de interés en Los Ángeles
SHARE

Más artículos de interes