Lograr hacer una conexión humana con éxito durante la entrevista virtual, podría marcar la diferencia para conseguir un trabajo

A la hora de buscar empleo en la nueva normalidad, muchas personas van a tener que llevar una entrevista virtual, lo que en ocasiones dificulta la oportunidad de lograr una conexión más personal con el entrevistador.

«Cuando realmente vas a la oficina de alguien, es posible que notes una foto de unas vacaciones familiares o recuerdos de un equipo deportivo favorito, y eso te da una forma de iniciar una conexión», dice ella. «Eso es mucho más difícil de hacer cuando se habla a través de la pantalla de una computadora», dice Kimberly Roush, fundadora de All-Star Executive Coaching y coautora de Who Are You … When You Are Big? (¿Quién eses tú… cuando eres grande?).  

Estos consejos podrían ayudarle a lograr esa conexión y destacar en su entrevista virtual de trabajo:

• Cuente historias sobre sus mejores momentos. Los candidatos a puestos de trabajo suelen responder a las preguntas de la entrevista basándose en lo que creen que el entrevistador quiere escuchar, dice Roush. Pero eso no le permite revelar tu verdadero yo. En lugar de practicar las respuestas para las preguntas anticipadas, planifique contar historias sobre momentos en los que estaba prosperando. Estos no son necesariamente sus mayores logros, pero fueron los momentos en los que se sintió con energía y en mejor momento. Hable sobre lo significativo de ese momento. “Cuando la gente cuenta esas historias, sus ojos brillan y ese entusiasmo llega a la otra persona», dice la experta.

• Conviértalo en una conversación. Cuando la mayoría de las personas están siendo entrevistadas para un trabajo, no se sienten en una posición de poder. Eso es cierto incluso cuando están siendo entrevistados por una persona de recursos humanos cuyo trabajo podría ser más bajo en el organigrama que el trabajo para el que están en la fila. «Me gusta cambiar la mentalidad de las personas y decirles que no la vean como una entrevista de trabajo, sino como una conversación con un posible futuro colega», dice Roush. «Eso iguala el campo de juego».

• Pero no divague. Cuando cuente sus historias y comience a sentirse conectado con el entrevistador, el riesgo es que hablará demasiado. La especialista sugiere crear «resúmenes ejecutivos» de sus historias y escribirlos en fichas que pueda tener frente a usted, no para leer, sino como referencia. “Primero puede contar esta versión más corta de su historia”, dice ella. «Luego, puede esperar a que hagan preguntas y, en ese momento, completar los detalles adicionales».

persona ofreciendo un saludo de bienvenidaPara encontrar trabajos en su área visite Empleoslatino.com

Roush dice que un estudio de investigación preguntó una vez a 1,000 profesionales de recursos humanos cuál de las siguientes opciones era más importante: si el posible empleado tenía las habilidades y competencias para realizar el trabajo; si el candidato potencial mostró que estaba motivado para hacer el trabajo; o qué tan bien encajaría el candidato potencial en la cultura de la empresa.

De manera abrumadora, eligieron el último. En las entrevistas, querían saber si los prospectos eran compatibles con su cultura. En otras palabras, quienes realizan la contratación quedan impresionados por los candidatos que pueden articular qué es lo que valoran y quiénes son cuando están en su mejor momento.

Con información de News and Experts

Anuncios de interés en Los Ángeles