Tipos de frenos

Hay diferentes sistemas de frenos. Actualmente el más utilizado es el sistema hidráulico con discos adelante y tambores en la parte de atrás, aunque el sistema más novedoso es el conocido como ABS (sistema antibloqueo de frenos), que controla el frenado en condiciones extremas para evitar que las llantas se derrapen (el auto patina desviándose lateralmente de la dirección que llevaba).

Frenos mecánicos. Los primeros autos estaban equipados con este tipo de frenos y estaban situados sólo en las ruedas traseras. Su desventaja era que el uso poco firme de las palancas de freno podía causar que el vehículo virara bruscamente como consecuencia de la presión desigual de frenado. Los frenos en las cuatro ruedas empezaron a adoptarse en forma general en la década de 1920.

Frenos hidráulicos. Se utilizan en las cuatro ruedas y se alinean de forma automática, de forma que cuando pisamos el pedal del freno, el fluido hidráulico es enviado con la misma presión a todas las zapatas del freno, aplicándose la misma fuerza en todas las ruedas. Este sistema se divide en sistema hidráulico y materiales de fricción. Entre ellos encontramos:

a. Frenos de disco: consisten en un par de pastillas montadas en un dispositivo que acciona hidráulicamente apretando las caras del disco de freno sujeto a la rueda. Estos aplican la potencia de frenado de forma constante y más controlada que los frenos de tambor, se calientan menos y la frenada es más potente.

b. Frenos de tambor: están constituidos por tambor metálico sujeto a la rueda, un cilindro de rueda, balatas y resorte de regreso. Cuando se frena la presión hidráulica permite que el cilindro de rueda presione las balatas contra las paredes interiores del tambor produciendo un descenso en la velocidad. Actualmente los frenos de tambor sólo se utilizan en las llantas traseras de algunos vehículos.

c. Frenos antibloqueo / ABS: este tipo de frenos impide que la fuerza de fricción de los frenos bloqueen las ruedas, evitando que el vehículo patine. Se utilizan en algunos vehículos que poseen frenos de disco en las cuatro ruedas y llevan un sensor que controla la rotación de las ruedas cuando los frenos están en funcionamiento. Este sistema de frenado permite que el conductor controle con más eficacia el automóvil, sobre todo si la carretera está mojada o cubierta por la nieve.

Anuncios de interés en Los Ángeles
SHARE

Más artículos de interes