Siga estos consejos
1. Permanezca en el lugar del accidente. Si usted huye del lugar, sobre todo cuando ha habido heridos o fatalidades, podría enfrentar serios cargos criminales.

2. Llame a la policía. Si hubo daños considerables en vehículos o personas, tiene que reportarlo a las autoridades. Cuando lleguen los oficiales, pídales que se haga un reporte por escrito, y obtenga sus nombres y números de identificación.

3. Intercambie información. Hable con los conductores de los otros vehículos involucrados. Obtenga nombres, teléfonos, direcciones, números de licencia de conducir, números de las placas e información básica de sus compañías de seguros. Haga lo mismo con los pasajeros. Si la policía llena un reporte, esta información debe estar incluida.

4. Cuidado con disculparse. No pida disculpas de forma prematura asumiendo que usted fue el culpable, y no firme nada que lo haga responsable por los daños ocasionados. Inmediatamente después de una colisión, la escena puede ser caótica y no se puede determinar con veracidad de quién fue la culpa, o quién tuvo la mayor responsabilidad.

5. Hable con testigos. Pregunte a los que hayan visto el accidente automotriz acerca de su versión de lo ocurrido, y escríbalo en una hoja. De ser posible, obtenga sus nombres, teléfonos y direcciones. Trate de hablar con todas las personas que pueda.

6. Informe a su compañía de seguros. Llame de inmediato y dígales que ha sufrido un accidente. Dígales la verdad de los hechos y la gravedad de sus lesiones, si las hay. Si la aseguradora se da cuenta de que usted les ha mentido en cualquier dato, podrían haber serias consecuencias, como por ejemplo que se negaran a cubrir los daños del accidente.

7. Tome fotos. Si puede hacerlo, fotografíe los daños que haya sufrido su auto. De esta forma estará ayudando al ajustador de la aseguradora a determinar el monto por el que será compensando para cubrir los daños del vehículo, y además, las fotos pueden ser de gran ayuda si su caso llega a la corte.

8. Qué pasa si está ebrio. Si tomó alcohol y se involucra en un accidente, coopere con la policía y diga la verdad cuando le pregunte cuántos tragos ha tomado. Si le piden someterse a una prueba de alcohol en la sangre, no se niegue, ya que esto podría resultar en una suspensión de su licencia de manejo por hasta un año, a pesar de que resulte no culpable del cargo de manejar ebrio.

Esta columna no pretende sustituir los consejos y ayuda legal que sólo un experto en la materia puede brindar.

Díganos su opinión. Escriba a: [email protected] o llame al: 1(800) 242-2527.

Anuncios de interés en Los Ángeles
SHARE

Más artículos de interes