nochebuenas

Los productores están desarrollando variedades que florecen antes y tienen flores más duraderas

Pocas plantas son tan icónicas como la florde nochebuena. Las llamativas flores son una tradición navideña en todo el mundo. Pero no son una flor, en realidad son las hojas o brácteas de la planta. Las nochebuenas o poinsettia es originaria de América Central y, en 1825, esas impresionantes hojas rojas captaron la atención del embajador de Estados Unidos en México. Un siglo después, la icónica flor se comercializó como planta de la temporada navideña en este país.

Hoy en día, el rojo sigue siendo el color más popular, y representa aproximadamente el 80% de todas las flores de nochebuena que se cultivan. Los productores de todo el mundo están desarrollando nuevas variedades que ofrecen más opciones de color para la decoración navideña. Los compradores pueden elegir entre blancos brillantes, tonos burdeos profundos, rosas brillantes y otros colores especiales.

cuál es el origen de las posadas navideñas México y Centroamérica

El origen de las posadas navideñas

Las tradicionales posadas navideñas se celebran del 16 al 24 de diciembre, ¿pero de dónde vienen? Una de las costumbres más celebradas durante el mes...

Consejos para elegir, exhibir y cuidar sus flores de nochebuena:

 

Cómo elegir una poinsettia. «Asegúrese de que las pequeñas flores amarillas en el centro de las brácteas sean fres-cas y no se pongan marrones», dice un experto de Syngenta Flowers. Las plantas con flores centrales marchitas o faltantes han pasado su mejor momento. Asegúrese de que las hojas estén verdes y saludables. Verifique que la plan-ta en general esté bien hidratada.

No la riegue en exceso. Los expertos coinciden en que el exceso de agua es el problema más común cuando se trata del cuidado de la flor de nochebuena. «En una casa típica, la flor solo necesita agua cada 5 a 7 días», dice una espe-cialista de Dummen Orange. «Levante la maceta y si se siente liviana, entonces es señal de que hay que regarla».

Las nochebuenas no son venenosas. Es una creencia común que las flores de nochebuena son venenosas. Pero el hecho es que no lo son. Un estudio de la Universidad Estatal de Ohio, realizado en 1971, desmintió este mito. Los investi-gadores encontraron que la planta no es tóxica, incluso en dosis altas. EC

Con información de National Garden Bureau y Brandpoint

Material para agricultura