Los 3 enemigos de la felicidad

Por Martín Llorens | 11 de marzo de 2013

La felicidad es un sentimiento que todo el mundo puede sentir en determinados momentos de sus vidas, pero lamentablemente no se puede retener por mucho tiempo. La sensación es tan intensa y explosiva que cuando la perdemos, la buscamos desesperadamente por todas partes.

Muchas personas creen que la felicidad se encuentra cuando consiguen hacer realidad sus metas, como crear una familia o comprar una casa. Otros prefieren buscarla practicando actividades que les lleven al límite, como practicar deportes arriesgados o incluso experimentando con drogas. Y una gran mayoría prefiere unirse a grupos religiosos para encontrar las respuestas a sus inquietudes existenciales.

El gran problema por el que nunca encontramos nada que nos satisfaga completamente es porque hemos estado prestando atención en la dirección incorrecta. En lugar de encontrar la fuente de la felicidad en nuestro mundo exterior, tenemos que dirigirnos hacia nuestro mundo interior, pero para hacerlo primero tenemos que enfrentarnos a los 3 enemigos principales de la felicidad:

1. El primer enemigo es el famoso ‘ego’ que te hace creer que cuanto más cosas materiales tengas, más dinero y más reconocimiento, te sentirás mejor.

2. El segundo gran enemigo son los pensamientos negativos y de culpabilidad que te limitan a creer que tú te mereces ser feliz.

3. Y el tercer gran enemigo son tus miedos e inseguridades que te paralizan en la vida y te dan mil excusas para justificar que no puedes alcanzar tus sueños.

Para conquistar estos enemigos y descubrir la verdadera fuente de la felicidad tienes que dejar de esperar que fuera de ti está la respuesta. Ser feliz es una elección personal y privada que sólo tú puedes tomar cuando decidas hacerte responsable de todas y cada una de tus decisiones diarias, empezando por tu salud física, mental y espiritual.

El antídoto para vencer los enemigos que habitan en tu cabeza está al alcance de todos: adoptar un estilo de vida sano y positivo. Hacer ejercicio físico regularmente, comer sano y meditar, tener valor para tomar riesgos, visualizar en positivo, dar lo mejor de ti, compartir con los demás, agradecer y amar todo lo que haces, son algunas de las decisiones que sólo tu puedes tomar para cambiar el curso de tu vida.

La felicidad no es un destino al cual tienes que llegar, sino el resultado de cómo vives tu vida todos los días. EC

Si tienes una pregunta para Martín Llorens o deseas leer sus pensamientos diarios visita www.facebook.com/holamartin

www.twitter.com/holamartin.

Para conseguir su nuevo libro ‘Vive la Vida de Tus Sueños’ visita www.holamartin.com.

Anuncios de interés en Los Ángeles

Más artículos de interes