La Fundación Nacional para las Enfermedades Infecciosas (National Foundation for Infectious Diseases, NFID) recomienda vacunarse a todo aquel que desee reducir el riesgo de contraer la gripe. La vacuna contra esta enfermedad está disponible en numerosos sitios comunitarios, como consultorios médicos, el departamento local de salud pública, clínicas en supermercados o farmacias, e incluso en algunos centros de trabajo. Los medicamentos antivirales médicamente recetados también pueden contribuir a controlar la propagación de la gripe, y a dar tratamiento a sus síntomas.

¿Quiénes deberían vacunarse?

“Cualquier persona que desee protegerse a sí misma y a otras personas de la comunidad contra la gripe debe vacunarse, incluyendo a los niños en edad escolar”, explica el Dr. William Schaffner, MD, Vicepresidente de NFID. “Es necesario que todos colaboremos para proteger a nuestras comunidades de la gripe y sus complicaciones. Este es el momento adecuado para planificar la vacunación de cada persona y de sus familiares”.

La vacuna contra la gripe es especialmente importante para las personas mayores de 50 años, los niños de entre 6 meses y 5 años de edad, las personas con enfermedades crónicas como asma o diabetes, y las mujeres embarazadas. Toda persona que esté en contacto directo con cualquier integrantes de los grupos anteriores o con niños menores de 6 meses, también debe vacunarse; esto incluye a familiares, personal médico y niñeras o cuidadores. La temporada de gripe suele iniciarse en otoño y dura hasta la primavera, pero suele alcazar su punto de mayor actividad alrededor de febrero, por lo que vacunarse en los meses previos resulta más beneficioso.

Para obtener más detalles, póngase en contacto con su proveedor de cuidados de salud, o visite el sitio web de NFID: www.nfid.org

Información proporcionada por Contexto Latino

Para comentarios [email protected] ó 1(800) 242-2527.

Anuncios de interés en Los Ángeles
SHARE

Más artículos de interes