La Secretaria de Salud y Servicios Humanos, Kathleen Sebelius, se unió al Departamento de Salud Pública del Condado de Los Ángeles para anunciar el inicio de la campaña más agresiva y extensa contra el cigarrillo en la historia del Condado para alcanzar a la comunidades con un alto índice de fumadores.

El esfuerzo antitabaco incluirá varias iniciativas políticas, servicios sociales y apoyo para aquellos que desean dejar de fumar. Dichas tácticas buscan reducir la exposición al humo de segunda mano, desalentar el uso y reducir el consumo de productos del tabaco, fortalecer los esfuerzos para prevenir que los jóvenes fumen, y aumentar el acceso y el uso de servicios eficaces para dejar de fumar. 

La campaña será financiada por un subsidio de estímulo económico federal del Departamento de Salud y Servicios Humanos (HHS, por sus siglas en inglés) y la iniciativa llamada Communities Putting Prevention to Work de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés).

El Condado de Los Ángeles es una de 44 comunidades a través del país que recibe fondos de la iniciativa y es uno de los más grandes receptores de estas subvenciones. Recibe 16.2 millones de dólares para la prevención del tabaco y 15.9 millones para la prevención de la obesidad, con un total de $32.1 millones de dólares.

“El uso de tabaco es la causa más evitable de enfermedades, discapacidades y la muerte en los Estado Unidos”, dijo la secretaria Sebelius. “El Departamento de Salud y Servicios Humanos se compromete a ayudar a las comunidades a disminuir el uso del tabaco y reducir la exposición a los efectos del humo de segunda mano. Estamos orgullosos de trabajar con el Condado de Los Ángeles, uno de los líderes en la prevención del tabaco”.

Sectores afectados
Mientras que la tasa general de tabaquismo dentro del Condado de Los Ángeles –un 14.3 por ciento– es considerablemente más baja que el promedio nacional, aún hay más de un millón de adultos y adolescentes en el condado que continúan fumando.

Y el índice de tabaquismo entre ciertas poblaciones continúa siendo mucho más alto que el de la población general. Estos grupos  incluyen a los afroamericanos, varones asiáticos, aquellos que viven en pobreza, y aquellos que sufren problemas de salud mental y abuso de drogas.

Entre los grupos raciales y étnicos con un índice de tabaquismo más alto que la población general se encuentran: 
  
Hombres afroamericanos (32.1 por ciento) y mujeres (19.6 por ciento)
Hombres latinos (17.7 por ciento)
Hombres coreanos (44.8 por ciento)
Hombres chinos (16.4 por ciento)
Hombres filipinos (17.1 por ciento)
Hombres vietnamitas (24.8 por ciento)

“El riesgo es demasiado alto como para no aumentar nuestros esfuerzos. En los próximos 18 meses, el Departamento de Salud Pública llevará a cabo la campaña antitabaco más agresiva y enfocada en la historia del Condado de Los Ángeles”, dijo el Dr. Jonathan E. Fielding, MD, MPH, director y funcionario de salud del Departamento de Salud Pública del Condado de Los Ángeles. “Estos fondos nos permiten brindar un acercamiento extenso en las comunidades más necesitadas”.

Además de los 58 socios actuales del Departamento de Salud Pública del Condado de L.A. – incluyendo a organizaciones comunitarias, agencias de servicios públicos y socios a nivel estatal – el condado otorgará subsidios a 71 agencias sociales adicionales, incluyendo a refugios para personas sin hogar y programas de alojamiento transitorio, a través del condado para respaldar los esfuerzos antitabaco.

El condado también trabajará con más de 75 secundarias a través del Condado de Los Ángeles, incluyendo a escuelas de alternativas y de continuación, donde aproximadamente el 32.4 por ciento de los estudiantes son fumadores.   

“La labor con nuestros numerosos socios nos ayudará a crear un ambiente en donde el uso de tabaco no es aceptable, en el que todos los residentes del condado están protegidos contra la exposición del humo de segunda mano y donde aquellos que buscan ayuda para dejar de fumar saben cómo y dónde conseguirla”, dijo el Dr. Fielding.

Ayuda para dejar de fumar
Para ayudar a los residentes que actualmente son adictos al tabaco, a los que ya han dejado de fumar o los que quieren ayudar a un amigo o familiar dejar esta adicción mortal, los angelinos pueden visitar www.LAQuits.com, o pueden llamar al 1-800-45-NO-FUME. El servicio también ayuda a aquellos que quieren dejar de masticar tabaco y cuenta con expertos para ayudar a los adolescentes a dejar de fumar.     

El Departamento de Salud Pública se compromete a proteger y mejorar la salud de casi 10 millones de residentes en el Condado de Los Ángeles.  Por medio de una variedad de programas, asociaciones comunitarias y servicios, el Departamento supervisa la salud ambiental, el control de enfermedades, y la salud comunitaria y familiar.

Para aprender más sobre la salud pública y la labor que realiza, visite https://www.publichealth.lacounty.gov.

Anuncios de interés en Los Ángeles
SHARE

Más artículos de interes