El Día de Acción de Gracias es un buen momento para compartir con familiares y amigos, y también para disfrutar de varios platillos que se sirven especialmente para esta ocasión, tanto, que muchas veces se come demasiado con el consiguiente malestar estomacal al día siguiente. Pero no siempre tiene que ser así.

Los siguientes consejos no son para privarse de las delicias que se sirven en este día, sino para disfrutarlos sin después sentirse enfermo o como que aumentó unas 20 ó 30 libras.

Consejos para comer moderadamente
• Un día antes de la celebración trate de comer algo ligero, de esta forma al siguiente día su organismo no estará ocupado tratando de terminar de digerir los alimentos pesados del día anterior.

• Antes de la cena intente no comer nada o, si lo hace, que sea solamente fruta pero eso sí, tome mucho agua para mantener su cuerpo hidratado.

• Mientras esté comiendo tome la menor cantidad de líquidos posibles como agua, alcohol o refresco, ya que los líquidos podrían diluir ácido clorhídrico u otros jugos digestivos que van a parar a su estómago y hacen más difícil digerir los alimentos.

• Trate de que lo primero que coma sea una ensalada o cualquier clase de vegetales crudos, así estará consumiendo fibra en primer lugar, lo que hará que su estómago no sienta la necesidad de comer otros alimentos de forma exagerada.

• Coma despacio. Recuerde que esta ocasión no solamente es para comer sin parar, sino que el verdadero sentido de esta fiesta es compartir bellos momentos con sus seres queridos sentados alrededor de la mesa. Hágase el propósito de probar un poquito de todo, pero levántese de la mesa cuando se siente un 80 por ciento lleno. Verá que después de 15 ó 20 minutos se sentirá satisfecho y no tendrá que comer otra vez.

• Mastique bien los alimentos. Esto es muy importante, ya que la digestión de los carbohidratos comienza en la boca y mientras más ayude a su organismo en este aspecto, mejor.

• Si vuelve a sentir hambre más tarde en la noche, opte por los vegetales crudos, una ensalada y un poco de agua, esto es mejor incluso que la fruta. Recuerde que la combinación de alimentos pesados en el estómago puede tomar más de 12 horas en hacer digestión.

• Trate de evitar los productos lácteos en la cena de la celebración. Para muchas personas son difíciles de digerir y con todos los otros alimentos que estará consumiendo, la leche o el queso le quitarán mucha energía, la cual es la que necesitará su cuerpo para digerir esos otros alimentos.

• Antes de sentarse a comer salga a caminar un momento y respire profundamente. Esto le ayudará a oxigenar su cuerpo y a sentirse menos dispuesto a comer demasiado. Recuerde, usted puede disfrutar de toda su comida favorita sin llenarse a reventar.

Anuncios de interés en Los Ángeles
Compartir

Más artículos de interes