En una colaboración conjunta entre Facebook, el Departamento de Justicia de Estados Unidos y el Centro Nacional de Niños  Desaparecidos y Explotados (NCMEC, por sus siglas en inglés), anunciaron una nueva iniciativa que permitirá a los usuarios de Facebook recibir mensajes de Alerta AMBER, que a la vez podrán compartir con sus amigos en la popular red social.

“Como ex fiscal federal y padre de dos niños, estoy particularmente orgulloso de que ahora seamos parte del programa de Alerta AMBER,” dijo Chris Sonderby, Principal Asesor Legal de Seguridad e Investigaciones de Facebook. Tenemos la esperanza de que el anuncio que realizamos provea a las autoridades correspondientes otra herramienta útil para encontrar y recobrar a salvo a niños raptados.”

Cada año se reportan alrededor de 800,000 niños desaparecidos. La Alerta AMBER es una asociación voluntaria de agencias de orden público y medios de comunicación. Las agencias de orden público emiten un boletín urgente en los casos más serios de sustracción de menores que cumplen con criterios específicos. El objetivo es notificar inmediatamente a toda la comunidad para que colabore en la búsqueda y recuperación a salvo del menor.

“Como Coordinadora Nacional de Alerta AMBER, estoy muy complacida de ver el crecimiento de la red nacional del programa.  Quiero agradecer a NCMEC y a Facebook por trabajar juntos para desarrollar otra herramienta para que el público se una a nosotros para traer a casa a niños desaparecidos y raptados. Cada uno de nosotros puede aportar a esta meta estando alerta a los boletines que se distribuirán a través de Facebook,” dijo Laurie O. Robinson, Secretaria de Justicia Auxiliar a cargo de la Oficina de Programas de Justicia.

Ernie Allen, Presidente de NCMEC también opinó: “Los ciudadanos comunes, haciendo cosas comunes pero prestando atención, están salvando vidas y reunificando familias. “Debido a que Facebook tiene más de 500 millones de usuarios, esta importante iniciativa nos ayudara a movilizar muchas más personas y a traer a casa a más niños desaparecidos.”

Acerca del Programa de Alerta AMBER
El 13 de enero de 1996, Amber Hagerman, una niña de 9 años, desapareció mientras montaba su bicicleta en Arlington, Texas.  Un vecino la escuchó gritar y vio a un hombre jalarla de la bicicleta,  lanzarla dentro de su camioneta y huir con ella.  Las estaciones de radio y televisión locales cubrieron el suceso. Sin embargo, cuatro días después el cuerpo de la pequeña fue hallado en un alcantarillado a cuatro millas de distancia. Su rapto y asesinato aún no han sido resueltos.

A pesar de que el caso no ha sido resuelto, el rapto y posterior asesinato de la niña en 1996 dio pie a la creación del programa nacional de Alerta AMBER, cuyas iniciales también identifican de esta forma al programa: AMBER (America’s Missing: Broadcast Emergency Response).

En respuesta al rapto de la pequeña Amber, la Asociación de Gerentes de Radio de Dallas/Fort Worth se unió a las agencias de orden público locales en 1997 para implementar el primer plan de Alerta AMBER local. De ese tiempo a la fecha, el programa se ha desarrollado hasta constituir una red ininterrumpida de 120 planes de alerta a través del país, e incluso ha alcanzado a Canadá, Inglaterra, Francia, Grecia, Portugal, algunos estados de México y otros países.

En el año 2003, el Congreso de Estados Unidos instruyó al Departamento de Justicia que administrara el programa de Alerta AMBER y designó a la Secretaria de Justicia Auxiliar a cargo de la Oficina de Programas de Justicia como Coordinadora Nacional de Alerta AMBER. A le fecha de hoy, el programa de Alerta AMBER ha sido responsable por recobrar a 525 niños a través de toda la nación.

El método primario para la activación de una Alerta AMBER es el Sistema de Alerta de Emergencias (Emergency Alert System, o EAS, por sus siglas en inglés), el cual se utiliza para avisar al público sobre emergencias relacionadas al clima u otras emergencias públicas.

La Comisión de Comunicaciones  Federales (Federal Communications Commission, o FCC por sus siglas en inglés) creó un  código y tono especial para las Alertas AMBER. Una vez la agencia de orden público ha determinado que un niño ha sido raptado y que el hecho cumple los requisitos de la Alerta AMBER, la agencia notifica a los radiodifusores y medios de comunicación y a los oficiales del departamento estatal de transporte.

Para mejorar y expandir el alcance de las Alertas AMBER, también se desarrolló un Sistema de Distribución Secundaria. Estas “alertas secundarias” alcanzan a millones de ciudadanos americanos de muchas formas, incluyendo proveedores de servicios de internet, la industria de transporte por camiones, la industria de inalámbricos y los letreros electrónicos que ayudan a distribuir boletines de Alertas AMBER a ciertas regiones especificas.

El Departamento de Justicia ha designado al Centro Nacional de Niños Desaparecidos y Explotados (NCMEC) como coordinador de estas alertas secundarias.  Cuando las agencias de orden público activan una alerta, también notifican a  NCMEC, el cual coordina la distribución adicional de las alertas.

Las nuevas páginas de AMBER Alert en Facebook constituyen una expansión importante del sistema de distribución secundaria, y permitirán que las Alertas AMBER aumenten dramáticamente el alcance e impacto de estos boletines críticos para salvar vidas.

Para mayor información contacte a [email protected] o llame al Centro Nacional de Niños Desaparecidos y Explotados (NCMEC) al (703) 837-6111.

Información cortesía de La Red Hispana

SHARE

Más artículos de interes