Comenzar sus estudios secundarios en Garfield High School supuso un gran cambio para Salvador. Atrás dejaba amigos y otras caras conocidas para asistir a un centro mucho más grande en el que desde el primer momento se propuso sacar buenas calificaciones y convertirse en un líder. Con estos objetivos Salvador volvió a involucrarse en Gear Up, un programa destinado a estudiantes de bajos recursos, en el que se ofrece ayuda académica, información financiera (becas) y motivación para continuar estudiando. Este joven estuvo durante un año ayudando con tutorías a estudiantes menores de Griffith.

Sin embargo, la desmotivación y la falta de información sobre educación que observó entre los estudiantes lo animó a comenzar el Gear Up Club, una organización que a través de juegos y actividades reúne a los jóvenes de las zonas menos privilegiadas para que participen en actividades que los conviertan en mejores estudiantes. Pero además Salvador quiso continuar marcando la diferencia en su escuela y actualmente es el vicepresidente de la asociación California Scholarship Federation (CSF) en la que se da información sobre universidades y los participantes han de demostrar, además de buenas calificaciones, un compromiso social ayudando en bibliotecas, hospitales y otras organizaciones comunitarias.

Salvador piensa que Garfield destaca por los grandes triunfos académicos que han logrado individualmente ciertos estudiantes, no sólo con honores sino gracias a los exámenes especiales como es el Advance Placement (AP).

A Salvador le gusta leer, sobre todo su materia favorita: la historia. También los libros de ficción hacen las delicias de este alumno, que destaca entre muchas la novela El Conde de Montecristo, un clásico del escritor Alejandro Dumas.

Para mejorar la educación en Los Angeles, Salvador sugiere la construcción de nuevas escuelas para reducir el número de alumnos por aula, profesores más entregados a sus estudiantes y enseñar a los padres que su participación en la educación de sus hijos es determinante para mejorar la vida de éstos en los Estados Unidos.

Salvador sueña con ser algún día profesor de Historia y ser capaz de dar lo mejor de sí mismo a sus alumnos.

Anuncios de interés en Los Ángeles
SHARE

Más artículos de interes