Aunque empezó los estudios intermedios en un centro en el norte de California, se trasladó junto a su familia a Los Angeles y continuó sus estudios en Sepulveda Middle School. La transición no fue fácil debido a que extrañaba el ambiente y todo le parecía muy diferente y desconocido. Sin embargo, poco a poco y con el apoyo de su familia logró superarlo.

Ruth siempre destacó en matemáticas. Le resultaban sencillas y entretenidas. Así, durante su etapa en K. James Monroe High School participó en una competencia de álgebra por parejas y su equipo consiguió, abrumadoramente, el primer lugar.

Le gusta leer y su libro favorito es una novela muy entrañable titulada A Child Called “It” del escritor Dave Pelzer.

Su escuela destaca por la diversidad de razas y por mantener programas académicos (Magnet, AVED, UPP) que motivan y ayudan a los alumnos a mejorar sus calificaciones. La joven participó en el University Preparatory Program (UPP), sistema que se enfoca en todas las materias que el estudiante se encontrará en la universidad y clarifica información para que los jóvenes se definan por una carrera que les guste y se amolde a sus características. Fue de esta manera que Ruth decidió estudiar arquitectura, ya que le gusta el dibujo y las matemáticas. Más tarde, a través de una consejera de la escuela, decidió la universidad que se ceñía más a sus gustos y necesidades, es así como eligió asistir a Woodbury University.

Esta estudiante destacada está emocionada de poder iniciar sus estudios. Sus padres están orgullosos de que su “pequeña” haya logrado uno de los sueños que siempre desearon para sus hijos: estudios universitarios para que puedan tener una vida más próspera.

Recientemente participó en el concurso Espíritu de Superación de Ford. En él se pedía a los jóvenes que escribiesen un ensayo explicando cuál era su contribución a la sociedad. Ruth relató que deben ser un ejemplo a seguir para que otros jóvenes logren también sus metas y mejorar el diálogo en la sociedad para evitar conflictos.

Aconseja a los jóvenes latinos que pese a tener muchos obstáculos en la vida los estudiantes hispanos deben aprovechar todas las oportunidades para que completen la suficiente educación para poder acceder a una vida mejor.

Ruth sueña con llegar algún día a recibir su diploma de arquitecto y diseñar una casa bonita para sus padres.

Anuncios de interés en Los Ángeles
SHARE

Más artículos de interes